Advertisement
The Body: The Complete HIV/AIDS Resource Follow Us Follow Us on Facebook Follow Us on Twitter Download Our App
Professionals >> Visit The Body PROThe Body in English
VIH/SIDA Centro de Recursos Para Latinos
  
  • Email Email
  • Printable Single-Page Print-Friendly
  • Glossary Glossary
Guía Para el Tratamiento y Monitoreo del VHC

Agosto de 2003


Tratamiento

En última instancia, el objetivo principal del tratamiento del VHC es curar la enfermedad. Otro objetivo es reducir la cantidad de virus en la sangre, y prevenir o retardar el progreso de la enfermedad y de un mayor deterioro del hígado.

El organismo produce naturalmente un sustancia química llamada interferón alfa. Una de sus funciones es promover la actividad antiviral del sistema inmunológico. Todos los tratamientos aprobados en la actualidad para la hepatitis C crónica son fabricados con alguna forma de interferón alfa. El interferón alfa no ataca directamente al VHC pero ayuda a otras células a liberar sustancias químicas que las protegen del ataque.


Interferón

El interferón alfa puede ser utilizado solo o en combinación con un medicamento contra el VHC llamado ribavirin. La terapia combinada es mucho más eficaz para reducir la carga viral de VHC a niveles indetectables que el interferón alfa solo. En consecuencia, esta combinación se ha convertido en un tratamiento estándar.

El interferón pegilado es una forma de interferón alfa que permanece en el organismo por mayor tiempo que el interferón corriente. La ventaja es que este medicamento no tiene que ser tomado con tanta frecuencia. El interferón corriente se inyecta tres veces al día, mientras que el interferón pegilado se toma una vez a la semana.

Existen dos tipos de interferón alfa pegilado: el peg-interferón alfa-2a y el alfa-2b. La principal diferencia entre los dos está en cómo son dosificados. La dosis del alfa-2a es la misma para todos los pacientes sin importar su peso o su tamaño, mientras que la dosis del alfa-2b se basa en el peso individual de la persona.

Los efectos secundarios del interferón pueden incluir síntomas gripales tales como fiebre, escalofríos, dolores de cabeza, dolores musculares o en las articulaciones, y ritmo cardíaco acelerado. Los efectos se pueden desarrollar posteriormente e incluir cansancio, ída del pelo, recuentos sanguíneos bajos, problemas para pensar, recuentos bajos de glóbulos blancos (neutropenia), cambios en el estado de ánimo y depresión. Los efectos secundarios severos, aunque raros, pueden incluir enfermedad tiroidal, depresión pensamientos de suicidio, convulsiones, insuficiencia cardiaca o hepática aguda, problemas de visión y de pulmones, pérdida de la audición e infección en la sangre.


Ribavirin

El ribavirin pertenece a una categoría de medicamentos llamados análogos de los nucleósidos. Es un medicamento oral, tomado dos veces al día. El uso del ribavirin solo no ha mostrado ser tan eficaz contra la hepatitis C, pero cuando se combina con interferón alfa, los estudios han demostrado una mayor eficacia que con el uso del interferón solo.

Al tomar ribavirin puede desarrollarse una anemia que podría acarrear una insuficiencia renal (de los riñones). Sin embargo, se ha demostrado que la anemia puede desaparecer una vez que se suspende el medicamento. Además, algunos médicos suelen recetar Epoetin Alfa (Procrit), un medicamento que se utiliza para tratar la anemia. Al tomar ribavirin deben evitarse algunos de los medicamentos contra el VIH.


Los Institutos Nacionales de Salud recomiendan tratar a los paciente con hepatitis C crónica utilizando interferón alfa pegilado junto con ribavirin. El tratamiento contra el VHC se toma durante seis meses a un año y medio. La duración del tratamiento depende del que se elija (interferón solo o combinado con ribavirin), el genotipo del VHC y los niveles del virus en la persona antes de iniciar la terapia.

Para las personas que eligen tratar con peg-interferón solamente, la duración recomendada es de 48 semanas (cerca de 1 año), sin importar cuál sea el genotipo. Para las personas que eligen una terapia combinada, la duración depende del genotipo. En general las personas con genotipo 2 ó 3 responden mejor a la terapia combinada y se suele recomendar una duración de 24 semanas (cerca de 6 meses). Por otro lado, las personas con genotipo 1 no responden tan bien, y por consiguiente se recomiendan 48 semanas. Las personas que inician el tratamiento con un nivel superior a los 2 millones de copias del virus, tienen una respuesta más lenta que los que lo inician con menos de 2 millones.

Los estudios muestran que las personas con VIH no responden tan bien a la terapia contra el VHC como las personas seronegativas. Si usted tiene tanto VIH como VHC, su médico podría recomendarle al menos 48 semanas de tratamiento contra el VHC. Esto puede deberse en parte a la debilidad del sistema inmunológico causada por el VIH. Además, las personas con VIH pueden experimentar un mayor número de efectos secundarios, como por ejemplo anemia.


  
  • Email Email
  • Printable Single-Page Print-Friendly
  • Glossary Glossary

Este artículo era proporcionada por Project Inform. Es parte de la publicación WISE Words.
 
Vea También
Hepatitis
Artículos Recientes en Español
VIH/SIDA Centro de Recursos Para Latinos

 

Advertisement