Print this page    •   Back to Web version of article

Qué Hacer si Presenta Síntomas Similares a los de la Influenza

7 de mayo de 2009

Información general

El virus de la influenza H1N1 está causando enfermedades en las personas infectadas en los Estados Unidos y en otros países del mundo. Los CDC anticipan que se van a seguir presentando casos de enfermedades por algún tiempo. Como consecuencia, usted o personas cerca suyo pueden enfermarse. De ser así, usted debe reconocer los síntomas y saber qué hacer.

Síntomas

Foto de una mujer con influenzaLos síntomas de este virus nuevo de la influenza H1N1 en las personas son similares a los síntomas de la influenza o gripe estacional e incluyen fiebre, tos, dolor de garganta, moqueo o secreción nasal, dolores en el cuerpo, dolor de cabeza, escalofríos y fatiga. Una cantidad significativa de personas infectadas por este virus también han informado tener vómito y diarrea. En este momento no se conocen los grupos de personas que corren un alto riesgo de contraer la nueva influenza H1N1, pero es posible que sean los mismos que sufren complicaciones por la influenza estacional. Las personas más propensas a sufrir complicaciones graves debido a la influenza estacional incluyen a las personas de 65 años de edad o más, los niños menores de 5 años, las mujeres embarazadas y las personas de cualquier edad con afecciones crónicas (como asma, diabetes o enfermedades cardiacas) y las personas inmunodeprimidas (por ejemplo las que toman medicamentos inmunodepresores, las infectadas por el VIH).

Evite el contacto con otras personas

Si usted está enfermo, es posible que permanezca enfermo por una semana o más. Debe quedarse en su casa y evitar el contacto con otras personas excepto para buscar atención médica. Si sale de su casa para buscar atención médica, póngase una mascarilla o cúbrase la nariz y la boca con un pañuelo desechable cuando tosa o estornude. Por lo general, evite el contacto con otras personas, si es posible, para no contagiar su enfermedad. En estos momentos, los CDC consideran que este virus tiene las mismas propiedades de propagación que los virus de la influenza o gripe estacional. Con la influenza estacional, los estudios han demostrado que las personas pueden transmitir la infección desde el primer día antes de que manifiesten los síntomas hasta 7 días después de que se enfermen. Los niños, en particular los niños pequeños, pueden ser potencialmente contagiosos por periodos más largos.

Tratamiento disponible para las personas gravemente enfermas

Se prevé que la mayoría de las personas se recuperarán sin necesidad de atención médica.

Foto de un niña enfermaSi tiene una enfermedad grave o si tiene un alto riesgo de tener complicaciones por la influenza, contacte a su proveedor de cuidados médicos o busque atención médica. Su proveedor de atención médica determinará si es necesario hacerle pruebas de detección de la influenza o darle tratamiento. Tenga en cuenta que si la influenza se propaga en forma generalizada, habrá poca necesidad de hacerle pruebas a las personas, por lo que es posible que su proveedor de atención médica decida no hacerle pruebas para la detección del virus de la influenza.

Los medicamentos antivirales se pueden administrar para el tratamiento de aquellas personas gravemente enfermas con influenza. Estos medicamentos antivirales son medicamentos recetados (comprimidos, en forma líquida o en inhalador) que combaten los virus de la influenza, incluidos los de la influenza H1N1. Estos medicamentos deben ser recetados por un proveedor de atención médica.

Existen dos medicamentos antivirales contra la influenza que se recomiendan para el uso contra la influenza H1N1. Estos medicamentos que se usan para tratar la influenza H1N1 se llaman oseltamivir (nombre comercial Tamiflu®) y zanamivir (Relenza®). Al propagarse la influenza H1N1, podría haber escasez de estos medicamentos antivirales. Por lo tanto, estos medicamentos se administrarán primero a aquellas personas hospitalizadas o que tienen riesgo alto de complicaciones. Los medicamentos actúan mejor si de administran entre los dos días de la aparición de la enfermedad pero se pueden usar después, si la enfermedad es grave o se presenta en personas con un alto riesgo de tener complicaciones.

No se debe suministrar aspirina o productos que contengan aspirina (p. ej. subsalicilato de bismuto – Pepto Bismol) a ningún caso, presunto o confirmado, de infección por el nuevo virus de la influenza tipo A (H1N1) que tenga 18 años de edad o menos debido al riesgo de sufrir el síndrome de Reye. Para aliviar la fiebre, se recomienda el uso de otros antipiréticos como el acetaminofeno o medicamentos antiinflamatorios no esteroideos. Para obtener más información sobre el síndrome de Reye, consulte el sitio web de los Institutos Nacionales de la Salud (en inglés).

Signos de advertencia que requieren de atención médica de emergencia

Si se enferma y presenta alguno de los siguientes signos de advertencia, busque atención médica de inmediato.

En los niños, algunos de los signos de advertencia que requieren atención médica inmediata son:

En los adultos, algunos de los signos de advertencia importantes que requieren atención médica inmediata son:

Proteja a su familia y a su comunidad y protéjase a usted mismo

Foto de una familia

Se puede obtener más información sobre la influenza porcina en www.cdc.gov/h1n1flu/espanol/ o llamando al 1-800-CDC-INFO.

Otros enlaces




This article was provided by U.S. Centers for Disease Control and Prevention. You can find this article online by typing this address into your Web browser:
http://www.thebody.com/content/art52630.html

General Disclaimer: TheBody.com is designed for educational purposes only and is not engaged in rendering medical advice or professional services. The information provided through TheBody.com should not be used for diagnosing or treating a health problem or a disease. It is not a substitute for professional care. If you have or suspect you may have a health problem, consult your health care provider.