Print this page    •   Back to Web version of article

El VIH y Yo: Un Caso Real: Esmeralda

El VIH y Yo: Una guía para vivir con el VIH para hispanos
Un Caso Real: Esmeralda

ESMERALDA (un pseudónimo) descubrió que su marido tenía VIH recién cuando él murió, unos pocos días después de haber ingresado al hospital por primera vez. Ellos vivían en una pequeña ciudad de México. Al principio, la familia de su esposo no le contó nada de lo que había pasado.

Esmeralda descubrió al poco tiempo que ella también tenía VIH. En aquella época estaba dándole el pecho a su bebita y le dijeron que debía dejar de hacerlo para que la niña no se contagiara. Recuerda que se sintió “muy asustada” por su hija. Afortunadamente, la niña no contrajo el VIH. Pero Esmeralda se dio cuenta de que estaba nuevamente embarazada.

Cuatro días después de la muerte de su marido, la familia le pidió a Esmeralda que se fuera. Con poco dinero, un bebé a cuestas y otro por venir, no tenía adónde ir. Armándose de valor, cruzó la frontera y se fue a California a vivir con una cuñada. Mientras estuvo embarazada de su segundo hijo, tomó medicamentos contra el VIH para evitar su transmisión, y cuando nació el niño, no lo amamantó. El niño es VIH negativo.

La vida de Esmeralda pronto mejoró. Una trabajadora social, una enfermera y un ayudante legal la ayudaron a obtener buenos servicios. Gracias a ellos, Esmeralda conoció a otras mujeres con VIH, que se convirtieron en buenas amigas. La llevaban en auto a sus citas y le brindaron su apoyo.

Hoy en día, Esmeralda está felizmente casada con un hombre VIH negativo. Le está yendo bien en términos de salud e incluso trabaja a tiempo completo limpiando casas. Por las noches y los fines de semana, toma clases de inglés. Además, trabaja como voluntaria en una organización de mujeres con VIH y en una clínica especializada.

Regresar | Siguiente
Índice




This article was provided by TheBody.com. You can find this article online by typing this address into your Web browser:
http://www.thebody.com/content/art50250.html

General Disclaimer: TheBody.com is designed for educational purposes only and is not engaged in rendering medical advice or professional services. The information provided through TheBody.com should not be used for diagnosing or treating a health problem or a disease. It is not a substitute for professional care. If you have or suspect you may have a health problem, consult your health care provider.