Advertisement
The Body: The Complete HIV/AIDS Resource Follow Us Follow Us on Facebook Follow Us on Twitter Download Our App
Professionals >> Visit The Body PROThe Body en Espanol
El VIH y Yo: Una guía para vivir con el VIH para hispanos
Paso 5: Aprende acerca del tratamiento contra el VIH
Tu resultado VIH positivo ùnicamente indica que has sido infectado con el virus. Para averiguar si ya es el momento de empezar un tratamiento, tendràs que ver a un profesional de la salud y hacerte dos pruebas adicionales.

La mayorìa de las personas seropositivas pueden vivir muchos años con el VIH antes de necesitar medicamentos para controlarlo. No obstante, toda persona que resulte VIH positiva debe hacerse dos exàmenes inmediatamente: un conteo de CD4 y una prueba de carga viral. Estas pruebas son mediciones crìticas que el profesional de la salud y tù mismo utilizaràn para evaluar lo que el virus està haciendo en tu cuerpo y còmo lo està afectando.

El conteo de CD4
Esta prueba, tambièn llamada "conteo de cèlulas T", brinda una indicaciòn del nùmero de cèlulas CD4 en tu sangre. A mayor cantidad de cèlulas CD4, màs fuerte serà tu sistema inmune. Despuès de un tiempo de vivir con el VIH (si no tomas medicamentos), el nùmero de cèlulas CD4 generalmente bajarà. Éste es un signo de que tu sistema inmune està siendo debilitado.

En las personas sin VIH, un conteo normal de CD4 suele estar entre 500 y 1,600. Los expertos generalmente estàn de acuerdo en que, cuando el conteo de CD4 baja de 350, estàs en alto riesgo de desarrollar enfermedades potencialmente peligrosas. Por ello, deberìas comenzar a tomar medicaciòn contra el VIH antes de que tu conteo de CD4 llegue a 350.

Conteos de CD 4 -- Què quieren decir
Saludable 500 ? 1,600
Lìmite bajo 350 ? 500
Bajo 200 ? 350
Extremadamente peligroso 0 ? 200

La prueba de la carga viral
Las pruebas de carga viral proporcionan un nùmero aproximado de la cantidad de VIH que circula por tu sangre. En tèrminos generales, tu carga viral no se considera tan importante como tu conteo de CD4 para determinar la salud de tu sistema inmune. Sin embargo, una vez que hayas comenzado el tratamiento contra el VIH, es una buena mediciòn de què tan bien estàn funcionando los medicamentos que tomas.

Beatriz Dìaz

"El VIH es tan sòlo tres letras grandes. La gente lo oye nombrar y entra en pànico, y tiene miedo. Pero es sòlo eso, una palabra".

-- Beatriz Dìaz, diagnosticada en 1992

La prueba de carga viral mide la cantidad de VIH en una pequeña cantidad de sangre (un mililitro, o mL). Las pruebas de carga viral disponibles actualmente pueden detectar hasta 50 copias de VIH por mililitro de sangre. Cuando la prueba indica que tienes menos de 50 copias/mL de VIH, el profesional de salud te dirà que tu carga viral se encuentra "debajo del lìmite de detecciòn", o "indetectable".

Esto no quiere decir que ya no tienes VIH en el cuerpo. Incluso una persona que tenga una carga viral "indetectable" puede transmitir el virus. No obstante, una carga viral "indetectable" significa que tus medicamentos estàn funcionando de forma excelente en el control del VIH.

Pruebas de resistencia
Ademàs de un conteo de CD4 y una prueba de carga viral, tu especialista en VIH examinarà tu estado general de salud mediante un hemograma general (prueba de sangre). Tambièn podrà hacerte una prueba de resistencia a las drogas contra el VIH, para ver si tu VIH se ha vuelto resistente a cualquiera de los medicamentos. El VIH es "resistente" a una medicaciòn, si continùa multiplicàndose ràpidamente incluso mientras tomas el medicamento. Las mutaciones (cambios) en el virus son las que causan la resistencia.

?Còmo podrìa suceder esto? La persona que te contagiò el VIH podrìa haber estado en tratamiento contra el VIH y su virus podrìa haberse vuelto resistente a uno o màs medicamentos. Al transmitir el virus, tambièn transmitiò su resistencia a ciertos medicamentos. Por ello, antes de iniciar un tratamiento, deberàs asegurarte que tu VIH no sea resistente a ningùn medicamento que vayas a tomar.

Enfrentàndote al VIH y otras enfermedades
Asegùrate de recibir atenciòn para el VIH asì como para otras infecciones o enfermedades. Si estuvieras infectado, por ejemplo, con VIH y el virus de la hepatitis B o C, tu mèdico puede enviarte a un especialista en hìgado que tambièn se especialice en VIH. Si estàs viendo a otros profesionales de salud ademàs de tu especialista en VIH, asegùrate de que todos se comuniquen entre sì.



Este artículo era proporcionada por TheBody.com.
 
Vea También
Estrategias de Terapia Contra el VIH
Artículos Recientes en Español
VIH/SIDA Centro de Recursos Para Latinos

 
Advertisement