Advertisement
The Body: The Complete HIV/AIDS Resource Follow Us Follow Us on Facebook Follow Us on Twitter Download Our App
Professionals >> Visit The Body PROThe Body in English
VIH/SIDA Centro de Recursos Para Latinos
  
  • Email Email
  • Printable Single-Page Print-Friendly
  • Glossary Glossary
  • PDF PDF
Actualización de la CROI Sobre Medicamentos Experimentales Contra el VIH

abril de 2008

En comparación con el rápido ritmo con que se han venido desarrollando los nuevos medicamentos contra el VIH, los próximos dos años parecen relativamente tranquilos. En tan solo algo más de dos años, 5 medicamentos han sido aprobados por la FDA, incluyendo los de dos nuevas clases. Aunque la mayoría de las personas -- incluidas quienes tienen una vasta experiencia con los medicamentos -- están en capacidad de conformar regímenes potentes, todavía existe la necesidad de nuevos medicamentos.

La Conferencia sobre Retrovirus e Infecciones Oportunistas (CROI, por sus siglas en inglés) realizada recientemente en Boston, MA, es la conferencia más importante sobre la ciencia del VIH en los Estados Unidos. Este artículo revisa algunas de las presentaciones sobre medicamentos experimentales contra el VIH en la reunión de este año.

Vicriviroc (Schering-D)

Se presentó información sobre un estudio llamado VICTOR-E1, el cual observó el antagonista del CCR5 vicriviroc en personas con experiencia en medicamentos para el tratamiento del VIH Aunque en general positivos, los resultados plantean otros interrogantes sobre el futuro de este medicamento.

El estudio comparó dos dosis de vicriviroc (20 y 30mg, ambas tomadas dos veces al día) con un placebo, cada una combinada con la mejor terapia de respaldo en personas con amplia experiencia en los medicamentos contra el VIH. El estudio fue relativamente pequeño, con cerca de 40 personas en cada uno de los tres grupos.

Después de 48 semanas, cerca de la mitad de las personas que tomaron cualquiera de las dosis de vicriviroc tenían niveles del VIH inferiores a 50 copias/mL, en comparación con un 14% de los que tomaron el placebo. Igualmente, el descenso promedio en la carga viral fue mayor en las personas que tomaron vicriviroc: 1.77 y 1.75 logs para el grupo en vicriviroc versus 0.7 logs para el placebo. El vicriviroc fue generalmente bien tolerado con pocas personas teniendo que suspenderlo debido a efectos secundarios.

Aunque estos resultados sugieren que el vicriviroc tiene una actividad bastante potente contra el VIH, los análisis más a fondo plantean importantes interrogantes. Las personas con altos niveles del VIH -- definidos como aquellos niveles por encima de 100,000 copias/mL -- al comienzo del estudio, tenían pocas posibilidades de bajarlos a menos de 50 copias/mL (33% para el grupo de 30mg, 17% para el grupo de 20mg, y 10% para el grupo del placebo). Además, muchas más personas tomando vicriviroc en lugar del placebo tomaron también el inhibidor de la proteasa Prezista (darunavir) como parte de su régimen de respaldo. Cuando menos, esto confunde los resultados vistos en este estudio.

Otros Antagonistas del CCR5

En la CROI hubo otras dos presentaciones sobre otros fármacos antagonistas del CCR5 de tipo experimental. Además del vicriviroc, el fármaco que va más adelante en su desarrollo es el INCB9471. La información presentada fue la de un estudio de14 días de duración sobre múltiples dosis del medicamento comparadas con un placebo en personas con VIH R5 solamente. En general 49 personas fueron estudiadas, con 9 a quienes se les dio el placebo y al resto una de las tres dosis de INCB9741 (100, 200 y 300mg, una vez al día). No se presentó información sobre reducciones en los niveles del VIH o cambios en los recuentos de CD4. A cambio, se presentó información sobre el surgimiento de personas con VIH X4 durante el estudio. Como se ha observado en otros estudios de fármacos antagonistas del CCR5, la mayor parte del surgimiento del X4 con estos medicamentos parece presentarse en una minoría de la población con VIH dual/mixto que no fue detectado al comienzo del estudio. Esto resalta la necesidad de mejores pruebas de detección para el R5.

Otro antagonista del CCR5 de tipo experimental llamado PF-232798, fue probado contra una cepa de VIH que se había vuelto resistente al Selzentry. Los investigadores desarrollaron este tipo de virus en un laboratorio y lo probaron contra el PF-232798. Aunque la actividad del PF-232798 disminuyó un poco en comparación con la del VIH no resistente, retuvo suficiente actividad para que el fármaco continuara su desarrollo clínico.

Todos los antagonistas del CCR5 probados actualmente funcionan adhiriéndose a la proteína R5 de tal manera que el VIH encuentre dificultades para adherirse. Aunque esta estrategia puede ser eficaz, el VIH puede desarrollar resistencia a estos medicamentos cambiando la manera como se adhiere al R5. En la CROI, los investigadores presentaron las investigaciones iniciales sobre otro enfoque para bloquear el R5, utilizando un medicamento que fuerza al R5 a moverse de la membrana al interior de la célula. Este enfoque, si se comprueba que es seguro y eficaz, debe ser menos susceptible a la resistencia. Los investigadores ensayaron un buen número de compuestos para comprobar la capacidad de interiorizarse del CCR5. Encontraron uno, llamado ESN-196, el cual creen que merece mayor investigación como bloqueador del R5.

NNRTIs

Varios nuevos no nucleósidos inhibidores de la transcriptasa inversa (NNRTI, por sus siglas en inglés) se encuentran en desarrollo preclínico. El UK- 452,061 está siendo desarrollado por Pfizer. Una presentación de póster (trabajo en cartel) detalló un experimento en el que se probó el UK-452,061 en el VIH tomado de personas que habían desarrollado resistencia a los NNRTI aprobados. En total se observaron 62 muestras de VIH resistentes a los NNRTI, y el compuesto mostró una buena actividad contra 61 de ellas. Las pruebas fueron hechas en laboratorio y no en personas.

Otro experimento reportado comparó la resistencia al NNRTI experimental, IDX899, con la del NNRTI ampliamente utilizado, Sustiva (efavirenz). En este estudio, los investigadores expusieron una cepa del VIH de laboratorio a diferentes concentraciones de ambos medicamentos para tratar de forzar el surgimiento de la resistencia en el virus. Este tipo de experimento se lleva a cabo comúnmente en las etapas iniciales de desarrollo. Los investigadores reportaron que la resistencia al IDX899 surgió más lentamente en comparación a la del Sustiva y ninguno de los medicamentos pareció tener una alta resistencia cruzada.

Otro experimento más observó los dos NNRTI experimentales, RDEA427 y RDEA640, comparados con el Sustiva, en el VIH con las mutaciones más comunes contra los NNRTI. Ambos medicamentos experimentales funcionaron mejor que el Sustiva. Esto no es sorprendente ya que el VIH utilizado era altamente resistente al Sustiva.

También ensayaron estos dos junto con otro NNRTI experimental, el RDEA860, para ver como eran afectados por las proteínas humanas. El grado en que los medicamentos atacan a las proteínas humanas afecta profundamente la facilidad con la que pueden lograrse los niveles terapéuticos del medicamento. Aunque cada uno de los medicamentos fue afectado significativamente por la fijación a las proteínas, lo fueron en menor grado que el Sustiva, el Intelence (etravirina) o la rilpivarina (TMC-278).

Bevirimat

El bevirimat es un inhibidor de maduración experimental que está siendo desarrollado por Panacos. Los inhibidores de maduración funcionan en la misma etapa del ciclo de replicación del VIH que los inhibidores de la proteasa, pero de manera diferente. Su desarrollo ha sido retrasado por problemas en la formulación del medicamento. Este fármaco se encuentra en Fase IIb.

Otras dos presentaciones de póster trataron sobre el desarrollo a la resistencia del bevirimat. Una presentada por Catherine Adamson, encontró que el VIH resistente a los inhibidores de la proteasa puede tener una mayor probabilidad que las cepas silvestres de desarrollar resistencia al bevirimat. Este es un hallazgo potencialmente importante, puesto que el bevirimat está siendo desarrollado para personas con una extensa experiencia en el tratamiento, las cuales tienen muchas posibilidades de tener virus resistentes a los inhibidores de la proteasa. El otro estudio identificó varias mutaciones que reducían la actividad del bevirimat. A medida que el fármaco avanza hacia su posible aprobación, esta información ayudará a los investigadores, reguladores y activistas a evaluar los resultados de los estudios clínicos.

Otros Medicamentos

Una presentación de póster presentada en la CROI sugería que el GS-9148, un NRTI experimental que está siendo desarrollado por Gilead, podría causar menos problemas renales que el Viread (tenofovir) y tener una buena penetración en los ganglios linfáticos.

El GS-9148 es un nucleótido inhibidor de la transcriptasa inversa (NtRTI, por sus siglas en inglés). Otros NtRTI que incluyen al Viread, el cidofovir y el adefovir han causado daños a los riñones. Esta presentación de póster mostró información sobre cómo el GS-9148 afecta a las células renales, tanto en el laboratorio como en los animales. En comparación con otros NtRTI, poco GS-9148 fue encontrado en las células renales. Esto sugiere que tiene menos posibilidades de dañar dichas células.

Gilead también está observando qué tan bien el GS-9148 penetra las células de los ganglios linfáticos. Los ganglios linfáticos son un importante sitio para la replicación del virus, y la mayoría de los medicamentos contra el VIH fallan en penetrar bien a esta zona del sistema inmunológico.

La clase de medicamentos de los NRTI se ha estancado en cuanto a nuevos desarrollos en los últimos años. Como clase, han sido calificados de tener baja potencia y alta toxicidad. Un nuevo NRTI con baja toxicidad sería muy bien recibido, si demuestra reducir bien los niveles del VIH. Se requiere más investigación para ver si puede lograrse la promesa de este nuevo NRTI.

Otra presentación de póster presentada en la CROI mostró el potencial de otro NRTI, la apricitabina. Los resultados fueron del estudio AVX-201, del cual Project Inform hizo un reporte anteriormente. El AVX-201 comparó la apricitabina con el Epivir (lamivudina, 3TC) en personas con el VIH que posee la mutación M184V, la cual es asociada con la resistencia al Epivir y el Emtriva (emtricitabina, FTC).

En la primera fase del estudio en personas con regímenes de Epivir fallando se les asignó al azar a seguir en Epivir o cambiarse a apricitabina. Después de 21 días todos se cambiaron a un régimen de respaldo compuesto de los mejores medicamentos contra el VIH disponibles. Los resultados de esta segunda fase fueron presentados en la CROI.

Después de 24 semanas hubo una tendencia a mejores resultados para las personas que tomaron la apricitabina, pero la diferencia no fue significativa. Los autores especularon que la potencia de los regímenes de respaldo y el número reducido de personas en el estudio hicieron que la diferencia fuera demasiado pequeña para considerarse significativa. Hubo otros efectos secundarios relacionados con el tratamiento entre las personas que tomaron apricitabina en lugar de las que tomaron Epivir. Esto no es sorprendente ya que todas las personas del estudio tenían experiencia tomando Epivir.

El curso de desarrollo para la apricitabina no está claro. Muchas personas han desarrollado resistencia bien sea al Epivir o al Emtriva, de manera que se necesita una opción viable para ellos. Avexa, el fabricante de la apricitabina, deberá demostrar que su medicamento es potente y bien tolerado en ensayos a gran escala antes de que podamos saber si ésta es la opción.

GlaxoSmithKline y Shianogi presentaron información acerca de la resistencia a un potencial inhibidor de la integrasa, llamado S/GSK364735. Desafortunadamente este medicamento parece tener patrones de resistencia similares a tanto el Isentress (raltegravir) como al elvitegravir de Gilead. Sin embargo, se espera que el desarrollo de este medicamento continúe su curso.

Además de otros enfoques más tradicionales a la terapia del VIH, hay un gran interés en ensayar los medicamentos antiinflamatorios en cuanto a su actividad contra el VIH. Un medicamento llamado Aprepitant el cual fue aprobado para el uso contra las náuseas provocadas por la quimioterapia contra el cáncer, fue probado contra una amplia gama de tipos del VIH. Los investigadores encontraron actividad potente contra el VIH, con poca evidencia de daño a las células.

El hecho de que este medicamento ya está aprobado para las personas con cáncer hace que sea más fácil estudiarlo en las personas con VIH, ya que hay suficiente información sobre su uso en humanos para asumir que es seguro. Aunque se requiere mucho más estudio para saber si este puede ser un enfoque eficaz contra el VIH, la estrategia de examinar medicamentos aprobados contra el VIH, debe examinarse más a fondo.

Pensamientos Finales

En comparación con las últimas dos reuniones, en la CROI 2008 no hubo mucho por lo cual estar verdaderamente entusiasmados acerca de los medicamentos experimentales contra el VIH. Aunque se sabía que iba a disminuir por un tiempo el reciente flujo de nuevos e importantes medicamentos, continúan estudiándose nuevos medicamentos potencialmente importantes. Aunque algunos ven el armamento actual contra el VIH y piensan que puede ser suficiente, esto no está del todo claro. Aunque muchos de los medicamentos aprobados recientemente han funcionado bastante bien en las pruebas clínicas, la historia completa la contará su uso a largo plazo en el mundo real. Nuevos y mejores medicamentos -- probablemente muchos de ellos -- todavía son necesarios. Project Inform continúa su labor para asegurar que estos compuestos sean estudiados y, cuando sea el caso, desarrollados.


  
  • Email Email
  • Printable Single-Page Print-Friendly
  • Glossary Glossary
  • PDF PDF

Este artículo era proporcionada por Proyecto Inform. Es parte de la publicación Project Inform Perspective.
 

 

Advertisement