Advertisement
The Body: The Complete HIV/AIDS Resource Follow Us Follow Us on Facebook Follow Us on Twitter Download Our App
Professionals >> Visit The Body PROThe Body in English
VIH/SIDA Centro de Recursos Para Latinos
  
  • Email Email
  • Printable Single-Page Print-Friendly
  • Glossary Glossary
  • PDF PDF
Perspectiva Personal: VIH- ¿Tu También?

Verano de 2007

"¿Estas limpio?" Miré hacia abajo al tipo que me preguntó esto. ¿Contrario a qué?, me pregunté ... ¿sucio? Bueno, tomé una ducha antes de salir de casa. Así que si, estaba limpio.

Estuve hablando con este tipo en una línea telefónica de sexo por casi una hora (esto fue antes de que existiera el Internet para conectarse), cuando me invitó a su casa en Brooklyn -- a las dos de la mañana. Todo lo que quería era tener sexo oral, me dijo. El viaje en metro me tomó casi una hora, y luego una caminata de diez cuadras hasta su casa. Después de todo eso, justo antes de comenzar la acción, decidió preguntarme mi situación de VIH.

No ha sido la primera vez que me ha pasado esto. Y por supuesto, la gente nunca te pregunta "tienes VIH?". Es siempre una pregunta esquivando lo puntual: "¿te proteges?" "¿estás sano?" Y la mas insultante de todas, la que este tipo usó: "¿estás limpio?"

¿Qué es lo que exactamente estos tipos piensan que están haciendo? ¿Protegiéndose? Debe ser una broma. Creo que la respuesta de muchos hombres con VIH es: "daré la respuesta que me conduzca a tener sexo oral". ¿Piensan realmente las personas que la información que van a obtener de un extraño es verdadera, especialmente si se está deseoso de tener sexo ahora y ya?

Por eso es que me enojo con los esfuerzos recientes de promover el concepto de "serosorting" (tener sexo con personas con el mismo estatus de VIH). El serosorting funciona bien si eres VIH positivo. Muchas personas que viven con VIH, eligen tener sexo sólo con personas VIH positivas. Se elimina el momento "de la confesión del estatus" y también la necesidad de condones, si es que no se está preocupado por el tema de la superinfección de VIH (muchos de los cuales han sido documentados ocurrir dentro de dos años de una infección inicial del VIH).

El concepto de "serosorting" para personas en relaciones estables es otro asunto, pero el promover que hombres gay VIH negativos pregunten a desconocidos su estatus de VIH y basarse en ello, no sólo es inútil, sino peligroso. Y esta es la razón:

Primero, podría decirse que la información es inútil. Alguien a quien casi no conoces tiene muy poca motivación en ser honesta, pues no existe un vínculo personal o emocional. Y aun así, si alguien piensa que es negativo, podría estar equivocado. Podría haberse tomado la prueba dos años atrás, o podría haber sido infectado la semana pasada (en cuyo caso podría tener una carga viral increíblemente alta, incrementando el riesgo de infección). Confiar o depender de lo que diga un desconocido cuando se toma una decisión relacionada al sexo seguro es por decir, a lo menos, tonto. Estudios recientes han mostrado que un número significativo de nuevas infecciones han ocurrido durante el período "ventana" -- el tiempo que una persona quien ha sido recientemente infectada y sigue con un resultado negativo en la prueba del VIH (incluso hasta tres meses).

Segundo, es peligroso. Si alguien dice ser negativo, ¿harías cosas que no harías con alguien que dice ser VIH positivo? Para muchos, la respuesta es afirmativa. Personas quienes evitan incluso conductas de bajo riesgo -- como el sexo oral sin eyaculación -- lo harían con alguien que dijera ser VIH negativo. Pero creer lo que dice un desconocido puede remover muchas inhibiciones, llevando a conductas riesgosas, como sexo anal sin protección. Entonces, al final, preguntar el estatus de VIH y tomar decisiones acerca de lo que se hará basado en la respuesta, puede realmente llevar a una situación de mucho mayor riesgo que no preguntar.

Tercero, si tu rechazas a personas quienes han admitido ser VIH positivas, podrías estar motivándolas a mentir en una próxima ocasión. He estado con tipos que abiertamente han estado listos para tener sexo anal sin condón. Pero cuando pregunto: "¿eres positivo?", y me han dicho que no, la idea de tener sexo finaliza una vez que he contado que yo si soy positivo. Y me refiero finalizar y a no pasar nada, ni tocarme, ni besar, nada. Así, el tipo que se intimidó con si quiera llegar a besarme, ahora que sabe que soy positivo, era el mismo aquel que minutos antes quería tener sexo sin condón, justo antes de decirle mi estatus.

Como persona que vive con el VIH tengo una obligación y la responsabilidad de no infectar a otros. He tenido algunos novios VIH negativos y continúan estándolo. De hecho, sólo una persona con quien salí, tuvo una mala reacción cuando le conté sobre mi estatus. Con mi novio actual, hemos tenido una muy buena vida sexual y él ha permanecido negativo. (Esto no requiere de tanta ciencia, ¡es sólo que hemos usado condones!). No hubiese permitido el sexo oral sin condón, hasta que él se informo completamente acerca del riesgo (que es bajo) y a tomar una decisión conciente, sin ser hecha en medio de una situación apasionada.

Pero puede ser difícil sentir compasión por extraños, quienes frecuentemente son crueles una vez que se les ha dicho sobre nuestro estatus. Los tipos quienes preguntan "lo del VIH" pueden ser sorprendentemente desconsiderados. He conocido tipos en algún bar, que dentro de dos minutos saltan con la pregunta "¿estás sano?". Y podría ser que ni siquiera hubiese estado interesado en este tipo y ¿se supone que debo confesar mi historia médica?El sentido de que algo tan personal como tu estatus de VIH se convierta en información pública, no deja de sorprenderme.

Con el aumento del uso de Internet, el "serosorting" intencional parece ir en aumento. En muchos avisos personales en Internet, se puede leer: "contactarme sólo personas libres de enfermedades" o "VIH negativo -- tu también".

Y la mayoría de los sitios Web para hombres gay requieren decir algo sobre tu estado de VIH. Publiqué un perfil en un sitio Web y se me pidió elegir sobre mi estado de VIH, las opciones eran: "negativo, positivo, desconocido, o sin respuesta". Elegí "ninguna respuesta" y conseguí muy pocos interesados en contactarme. Así pues, para experimentar, cambié mi estado a "negativo." Comencé repentinamente a conseguir respuestas y cuando les hablé por teléfono, estaba claro que muchos de ellos buscaban el sexo anal sin condón. A pesar de historias magnificadas sobre los barebackers (personas que buscan tener sexo anal sin condón) que supuestamente buscan infectarse, he encontrado que la mayoría extensa de los hombres gay VIH negativos - incluso los mencionados anteriormente -- tienen preocupación acerca de el evitar la infección con VIH, y gente que vive con el virus también.

Es bueno que los hombres negativos deseen permanecer negativos - necesitamos ayudarles a encontrar las maneras de hacer eso. Pero el intentar seleccionar gente VIH negativas sólo preguntando, no es nada más que una fantasía. Incluso conocí a un tipo que decía que podía llegar a saber si alguien mentía sobre su estado de VIH ¡con solo mirar a los ojos!

Y esto no es solamente sobre sexo con extraños. Muchos hombres gay paran el uso de los condones apenas algunas semanas de comenzar en una relación, con poco o nada de discusión sobre el riesgo. Supe de un chico de 22 años que se había enamorado del novio ideal. Él le preguntó si era negativo, y él le aseguro que si. Dejaron de usar condones, y ahora es positivo. Así que si usted puede incluso no confiar en la información que consigue de alguien que usted ama, ¿como podría confiar en la información de alguien que conoce por Internet?

Existen ciertas recomendaciones para las parejas que desean dejar de usar condones, y estoy de acuerdo con ellas: háganse la prueba del VIH juntos, y si ambos son VIH negativos, hagan un acuerdo entre ser monógamos o practicar sexo seguro con parejas sexuales fuera de la relación. Y lo más importante, la honestidad mutua si se tiene sexo sin protección con un extraño.

Cada uno puede acordar explícitamente, que si uno admite haber estado sexualmente con otra persona, se tendrá una conversación franca y honesta, y no comenzar solo a gritar y terminar con la relación.

Por supuesto, esta elección implica el aceptar cierto nivel del riesgo, y de alguna forma pone su vida y su salud en las manos del otro. Se requiere mucha comunicación, mucha confianza, y mucho cariño - algo que no vas a encontrar en alguien que conoces en un bar o en un sitio Web de sexo.

Si eliges tener sexo casual, decide cuáles son las cosas en el sexo que serían cómodas de hacer con alguien que es positivo y con esta mentalidad enfrentar las situaciones futuras. Si no tendrías sexo con alguien que es abiertamente positivo, no lo hagas con un extraño sólo porque éste te asegura que es "realmente" negativo.

Desafortunadamente es verdad que más hombres gay están teniendo sexo sin protección, pero hacerles saber que pueden "detectar" personas VIH positivas o sugerir técnicas de "reducción del daño" para "barebacking" (sexo anal sin protección, véase "¿Reducción de Daño para el Sexo Anal Sin Protección?"), no es la respuesta. Quizá sabiendo que las personas que viven con el VIH no son una lepra, y que tener sexo más seguro es posible, tal vez sea una aproximación. Es indudablemente mejor que la fantasía del "serosorting", que puede llevar a una seroconversión (infección del VIH).

Mark Milano, quien siempre se ducha antes de tener sexo, es un educador de salud en ACRIA y editor del ACRIA Update.


Regresar a ACRIA Update Verano de 2007.

  
  • Email Email
  • Printable Single-Page Print-Friendly
  • Glossary Glossary
  • PDF PDF

Este artículo era proporcionada por AIDS Community Research Initiative of America. Es parte de la publicación ACRIA Update.
 
Vea También
Artículos Recientes en Español
VIH/SIDA Centro de Recursos Para Latinos

 

Advertisement