Print this page    •   Back to Web version of article

Clasificación de Medicamentos Anti-VIH Para Mujeres Embarazadas

Por Dawn Averitt

Verano 2004

Clasificación de Medicamentos Anti-VIH Para Mujeres Embarazadas
La Administración de Alimentos y Fármacos (FDA) ha organizado un sistema para calificar o clasificar a los medicamentos para tratar a mujeres embarazadas. Los medicamentos son divididos en 5 clases: A, B, C, D y X. A continuación se describe lo que significa cada clase:

Clase A: se han realizado una cantidad suficiente de estudios en mujeres embarazadas, que demuestran que no existe riesgo para el bebé en desarrollo, incluso si se toman durante los tres primeros meses de embarazo. Esta se considera la clase más segura.

Clase B: estudios hechos en animales demostraron que no hay riesgos para el feto animal, pero no se han hecho suficientes estudios en mujeres embarazadas como para determinar el riesgo que existe en humanos.

Clase C: no se ha determinado la seguridad del medicamento en mujeres embarazadas y los estudios en animales demuestran la existencia de algún tipo de riesgo para el bebé en desarrollo, o simplemente no se han hecho estudios. Los medicamentos de esta clase solo deben ser utilizados si los beneficios son mayores que los riesgos potenciales para el bebé.

Clase D: hay alguna evidencia acerca de la existencia de riesgo para el bebé en desarrollo. Estos medicamentos pueden ser usados si los beneficios son aceptables a pesar de la posibilidad de riesgo para el bebé.

Clase X: varios estudios en animales e informes en humanos han demostrado que el riesgo para el bebé en desarrollo es muy alto como para ser usado por mujeres embarazadas.

Todos los medicamentos anti VIH disponibles comercialmente pertenecen a la clase B o C. La clase B incluye ddI (Videx), Viread, Viracept, Norvir y Fortovase. La clase C incluye AZT, ddC (Hivid), d4T (Zerit), 3TC (Epivir), Rescriptor, Crixivan, Viramune, Agenerase, Kaletra y Ziagen.

Cada una de estas clases ha sido establecida para demostrar cuánto se sabe acerca del uso de un determinado medicamento durante el embarazo. No quiere decir necesariamente que un medicamento de la clase B sea mejor que uno de la clase C. Entre los medicamentos anti VIH, uno de la clase C significa que se han detectado problemas en estudios realizados en animales (los animales muchas veces reciben dosis mucho más altas que los humanos). También puede querer decir que a pesar de que no se vieron problemas en animales, no se han hecho suficientes estudios como para clasificar al medicamento como A o B.

Por último, el sistema de clases por si solo no provee suficiente información para elegir un tratamiento. También debe considerar su historia de tratamiento, los medicamentos a los que ha desarrollado resistencia, los efectos secundarios, horarios u otros requerimientos que tengan los medicamentos. Algunos medicamentos no deben ser combinados por mujeres embarazadas (como ddI y d4T) y algunos deben ser evitados completamente (Sustiva por ejemplo), debido a los defectos de nacimiento vistos en animales). Consulte con su doctor acerca de cuál es la combinación de medicamentos más adecuada para usted.


Tabla 1.
Categoría de EmbarazoDroga anti-VIH
ANingún
BEmtriva, ddI (Videx), Viread, Viracept, Norvir, Fortovase, Reyataz, Fuzeon
CAZT, ddC (Hivid), d4T (Zerit), 3TC (Epivir), Rescriptor, Crixivan, Viramune, Sustiva, Agenerase, Kaletra, Ziagen, Lexiva
DNingún
XNingún


Para ver una tabla completa, busque la tabla en el sitio en internet http://hivatis.org/spanish/Sp_adult/pdf/tb20_sp.pdf

Dawn Averitt es la fundadora del proyecto WISE, educadora y activista del SIDA a nivel nacional.

Reimpreso por cortesía de www.PositiveWords.com

©2002 por Prochilo Health, Inc.




This article was provided by Test Positive Aware Network en Español. It is a part of the publication Positively Aware. You can find this article online by typing this address into your Web browser:
http://www.thebody.com/content/art1276.html

General Disclaimer: TheBody.com is designed for educational purposes only and is not engaged in rendering medical advice or professional services. The information provided through TheBody.com should not be used for diagnosing or treating a health problem or a disease. It is not a substitute for professional care. If you have or suspect you may have a health problem, consult your health care provider.